Margarita Zavala, reconoce en el líder de Morena, Andrés Manuel López Obrador a un contrincante digno de tomarse en cuenta, sin embargo confía en vencerlo si se convierte en la candidata del PAN a la presidencia de la república en 2018.

“A López Obrador no hay que subestimarlo, por supuesto”, dijo en entrevista que concedió en las oficinas del Grupo Legislativo del PAN en el Congreso del estado de Veracruz.

Su vaticinio lo respaldó al explicar que ha logrado posicionarse cerca de AMLO en la preferencia electoral que marcan algunas encuestas -de las que no precisó mayores datos- y que lo ha hecho en menos tiempo y con una infraestructura más sencilla que la del tabasqueño, a quien señaló de arrastrar una campaña de más de cien años.

“Las encuestas a mí me marcan claramente de que yo le gano, porque estoy a unos puntos de él y hay encuestas en las que estoy empatada, pero yo no tengo los dos millones de spots que él ha tenido, ni los dos siglos de campaña que ha tenido, ni soy dueña de un partido político”, argumentó.

Pero su estrategia para posicionarse como la abanderada de su partido con miras a la elección presidencial, abarca otros frentes que incluyen críticas al gobierno del titular del Poder Ejecutivo federal, Enrique Peña Nieto, por considerar que solapa e incluso fomenta la práctica de la corrupción en todo el país, con estampas extremas como la que dejó a Veracruz en situación de desastre.

“La corrupción no es solo el rancho de los Duartes aquí, o el departamento de cualquier político en Miami, (pero en el caso de Veracruz) tiene un gobierno que está concentrado en sus retos y que le dejaron un verdadero tiradero (…) en términos de finanzas públicas, con una complicidad desde la Federación, porque bien sabían a donde se iba (el dinero público desviado): a campañas y a otro tipo de decisiones”, acusó.

Por eso, no sólo contempla como contrincante a Andrés Manuel, sino al PRI en general, por considerarlo un freno para la democracia, que ha provocado sensaciones entre los mexicanos como indignación por la corrupción, miedo por la inseguridad e incertidumbre económica.

“La candidatura es por lo que necesitamos en México, que es darle un golpe de timón a la historia que está relacionada con la corrupción, con el autoritarismo… Con el pasado que no nos deja crecer, con López Obrador, y con el PRI que es la falta de democracia”, esgrimió.

A Veracruz le falta un buen gobierno… Pero en Los Pinos

Y en el caso particular de Veracruz, dijo que lo que le falta para salir adelante es un mejor gobierno…“A Veracruz lo que le falta es un buen gobierno federal”, atizó.