El fiscal especializado para la Atención de Delitos Electorales (Fepade), Santiago Nieto Castillo, expresó que no se permitirá la impunidad en el actual proceso electoral.

En entrevista minutos después del convenio de la Fiscalía Especializada para para la Atención de Delitos Electorales (Fepade) con el Gobierno de Veracruz, dio a conocer que el mensaje a transmitir al estado es que se busca revertir la imagen negativa por contar con el primer lugar de delitos electorales.

FOTO: @fepade_mex

“No vamos a permitir bajo ninguna circunstancia impunidad y se va a ejercer la acción penal contra aquellas personas responsables por la violación de principios constitucional”, espetó.

Nieto Castillo informó que en Veracruz se cuentan con 308 investigaciones abiertas a partir del proceso electoral local que inició en noviembre de 2016; de estas 270 investigaciones se encuentran relacionadas con el turismo electoral.

“Tenemos doce casos de condicionamiento de programas sociales, ocho casos de compra de voto, y tenemos  cinco casos de peculado electoral, estos son únicamente del estado de Veracruz”, resaltó.

De igual forma, en el Estado de México donde se realizará el próximo 4 de junio la elección a gobernador se cuentan con 141 indagatorias, 131 carpetas de investigación relacionadas con turismo electoral, condicionamiento de programas sociales y compra de voto.

Mientras que en el Estado de Nayarit que cuenta con proceso electoral para renovar el poder ejecutivo hay cinco indagatorias por obstaculización de las tareas de funcionarios electorales, dos asuntos relacionados con financiamiento ilícito en campañas que pueden estar relacionados con la delincuencia organizada.

En lo que respecta a las investigaciones a exfuncionarios, el titular de la Fepade indicó que se cuenta con 8 investigaciones a exservidores públicos de la administración de Javier Duarte de Ochoa por peculado electoral y condicionamiento de programas sociales. De estas investigaciones se cumplimentaron tres órdenes de aprehensión, hay cuatro autos de formal prisión y continúa en proceso.

“Respecto al señor Duarte de Ochoa se libró una orden de aprehensión por delitos de obstaculización de funcionarios electorales, por la desviación de 35 millones de pesos que le correspondían al Instituto Electoral Local y estamos desarrollando otras series de investigaciones”, agregó.

Santiago Nieto especializado en atención a los delitos electorales explicó que los procesos penales en materia electoral se desarrollan de forma más lenta en comparación a la justicia ordinaria.

Por último, El fiscal añadió que él recibió la carpeta de exfuncionarios de Javier Duarte de Ochoa en 2015 pero se tuvo que rehacer porque contenía serias deficiencias en la integración por lo que hasta 2016 se pudo ejercer la acción penal.